Archivo de la categoría: Graveyard

Hisingen Blues // Graveyard

¿Puede revivirse el sonido característico de bandas de blues de los 70 con acierto, respeto y admiración, puede un grupo sonar a Led Zeppelin sin ser una banda tributo, puede, digo, ser del año 2010? Totalmente. Los suecos Graveyard es un grupo atípico del lugar donde provienen. No es habitual que, de la tierra del hielo, los dragones, Ikea, donde el metal casi es patrimonio cultural nacional, podamos encontrar un grupo que suena a rock sureño, con polvo de desierto incluido, de Hard Rock primigenio, más propio de los estadounidenses o de los grupos ingleses de principios de los 70. Pero Graveyard deciden realizar su particular homenaje al hard rock, algo Stoner quizá, mediante este discazo de Hard/Blues que a mi, personalmente, me ha dejado con la boca abierta.

El album en sí, al menos para mi, entra a la primera. La voz (muy similar a la inimitable tonalidad de Robert Plant) le da un toque muy genuino, acompañado con unas guitarras “sucias” que recuerdan a los primeros Led Zeppelin, Black Sabbath, e incluso, Deep Purple. Y más cercano en el tiempo, a la banda de 1990 Clutch. Si ya Opeth nos ha dado una ración de rock setentero (sección suave), Graveyard nos transporta al ojo del huracán, en medio de un concierto en un bar americano (con chupitos de Jack Daniel’s incluidos). El disco, instrumentalmente, es genial: percusión, batería, con un bajo muy presente, teclados, punteros con reminiscencias del blues y del jazz…

Mi canción que resumiría todo lo grande que es este album es Uncomfortably Numb (¿Os suena, Pink Floyderos?) que reza:

“I’ve been leaving you since the day we met
And it feels like you have too
I remember when I met you
The day I saw your smile
And now it’s time to let go, oh, it’s time to feel alive”

La temática está bien claro, y me trae a la memoria aquella canción (Babe, I’m Gonna Leave You) a la que seguramente este corte quiere hacer un guiño. Todo vuestro, señoras y señores.

Graveyard – Hisingen Blues

Anuncios