Archivo de la categoría: Becoming the Archetype

Celestial Completion // Becoming the Archetype

Celestial Completion
Becoming the Archetype
Death Metal Progresivo
2011
Banda:

Jason Wisdom  (voces, bajos)
John Star (guitarra solista)
Seth Hecox (guitarra, teclados)
Brandon López (baterías)

En Spotify: Becoming The Archetype – Celestial Completion
Página Web Oficial

Atención a lo que nos traen los chicos de Becoming the Archetype este año. En este blog ya hablamos de su primer album “Terminate Damnation” y resultó ser toda una declaración de intenciones con un nivel altísimo. No me gusta dar opiniones precipitadas sin haber escuchado el album por lo menos tres veces, pero si esto mantiene este nivel, estamos hablando del mejor disco de esta banda, y quizá uno de los más técnicos y complejos musicalmente hablando de lo que va de 2011. Un auténtico bombazo.

Voces guturales, voces agudas, doble pedal a mansalva, teclados atmosféricos, guitarras progresivas, pianos, ritmos rápidos, lentos…la variedad del album es increíble. Pero vayamos por partes:

1. The Resonancy Frecuency of Flesh (2:12): El tema que abre el album es un compendio de ritmos de teclado, a modo de introducción. Añaden una polifonía coral de voces que le da un aire “celestial” (valga la redundancia) combinado con un doble pedal mientras los teclados van desarrollándose encima de esa base rítmica. No hay mucho que decir puesto que se trata de un tema introductorio.

2. The Magnetic Sky (4:26): Aquí empieza el meollo. Un grito gutural abre el tema, que en seguida es seguido por voces melódicas, mientras la batería se entrecorta y da paso a un tema realmente complejo. Las guitarras suenan muy técnicas, con micropunteos (por llamarlo de alguna manera) mientras un juego a dos voces (gutural y aguda) van recorriendo la melodía impuesta por las guitarras. Este esquema se repite dos o tres veces hasta que la batería empieza a imponer un ritmo más lento. Es un tema muy progresivo y técnico, perfecto para comenzar el disco.

3. Internal Illumination (5:10): Un tema muy groove metal con toques death, pero con un doble pedal que ya empieza incluso en el principio de la canción. En seguida el tema se vuelve más progresivo con las guitarras y el teclado en conjunto, mientras unas voces muy deaths desgranan las letras de esta canción. El tema da la impresión de ir “dando saltos” gracias a los cortes de guitarra y batería que provoca segundos de silencio entre fraseo y fraseo, salpicado con algún punteo. El bajo se deja notar punteando con las guitarras. Del 2:40 hacia delante comienza la segunda parte del tema, que a mi entender se encuentra dividido: es en esta parte cuando se baja el ritmo, para continuar con una batería y unas guitarras muy doom, cada vez más y más lentas…como si la canción se resistiera a morir.

4. Path of the Beam (5:00): Cinco minutos redondos para el cuarto tema. Las guitarras empiezan fuerte, con un teclado atmosférico que acompaña. En seguida, la batería marca el ritmo de las guitarras, sonando casi como una marcha militar. Una guitarra solista nos introduce al meollo: una parte con una batería muy thrash acompañado de unas voces muy death metal, cuando…sorpresa!! En mitad de ello, vuelven las voces melódicas, a dos voces, con unas guitarras acompañando, e incluso, de atreven con fragmentos que recuerdan al black metal, con voces guturales y agudas a la vez. Pero pronto vuelve la voz gutural a dominar, junto con unas guitarras, en general, muy técnicas, con unas partes muy complejas y progresivas, y un solo…simplemente acojonante. El juego batería/guitarras es muy interesante.

5. Music of the Spheres:  Requiem Aeternam Pt. 1 (1:34): Como viene siendo habitual en los albumes de Becoming the Archetype, siempre incluyen un tema en la mitad del disco lento para descansar los oidos de tantos decibelios. Este en concreto es un tema a piano que no tiene mayor misterio, un preludio.

6. Elemental Wrath: Requiem Aeternam Pt. 2 (7:10): Comienza el sexto tema con el pedal y un riff de guitarra, para pronto desarrollar ese riff a dos guitarras, mientras la batería va marcando el rimo con el doble pedal. De fondo suenan sonidos múltiples: sitar indio, campanas…hasta que el doble pedal coge fuerza y empieza la voz gutual mientras, siempre con el mismo riff. Hacía 1:46, comienza un solo a una guitarra, que marca un interludio con voz y batería, para justo después comenzar un solo muy técnico y rápido, progresivo y salvaje, mientras la batería hace un trabajo soberbio. Hacía el 3º minuto comienza otra parte del tema, con teclados, voces guturales, que se mantiene hasta el minuto 4, que comienza una parte más lenta, con batería incluso de pop, con guitarras suaves con fraseos y solos que recuerdan a Led Zeppelin, Black Sabbath o el pop rock más suave. Más allá, el piano toma el protagonismo, con un tranquilo interludio que finaliza el tema, pero no sin antes, ya casi al final, descargar una salvajada sarta de voces guturales y una batería con doble pedal para coger fuerza para la siguiente canción. Un puto 10 a esta canción pero ya.

7. Xenosynthesys: Requiem Aternam Pt.3 (3:16): Coge fuerza este tema del tema anterior, para comenzar con un doble pedal muy black metal y con un teclado haciendo coros de fondo mientras un juego a dos voces (gutural y aguda) juega con las voces. Pronto, el teclado es el protagonista, con unas imitaciones de voces femeninas, mientras sigue esa batería con las dos voces desgranando el tema. Pronto las guitarras toman el poder, y dan a la canción un aire muy black/death metal técnico y melódico muy interesante. A la vez, los teclados siguen llenando el ambiente con las voces femeninas.

8. Invisible Creature (0:41): Un tema étnico del que poco puede decirse, un descanso con sitares y tambores hindues imitando a la música tradicional mongola con sus característicos cantos monocordes.

9. Cardiac Rebellion (5:17): Este es un tema extraño. Más lento que el conjunto del disco, pero aun así mantiene la velocidad sólo en la batería. El protagonismo, sin duda, es para las voces: agudas, guturales y melódicas a la vez, e incluso canto gutural con sintetizadores! (Sin duda un grupo muy muy original).

10. Reflect/Refract (4:37): Un tema al estilo de estos chavalotes. Pero con unas guitarras muy técnicas y progresivas.

11. Breathing Light (6:32): Un tema final muy tranquilo, con teclados y ecos de voces melódicas, con una guitarra que repite insistentemente el mismo punteo mientras la otra marca el ritmo.

Destacaría por encima de todo el trabajo que se ha hecho con las guitarras: duras, crudas, progresivas, thrasheras…cualquier cosa que se les ocurra. Lo dicho, un 10.

Anuncios

Terminate Damnation // Becoming the Archetype

Título: Terminate Damnation
Grupo: Becoming the Archetype
Género: Death Metal Progresivo
Año: 2005
Banda:

Jason Wisdom (bajo, voces guturales/agudas)
Daniel Gailey (guitarra solista)*
Seth Hecox (guitarrista rítmico, teclados, sintetizadores)
Brent Duckett (baterías)

*- Contratado en 2010.

Canciones:

March of the Dead
Into Oblivion
One Man Parade
Elegy
Night’s Sorrow
The Epigone
Beyond Adaptation
No Fall Too Far
Ex Nihilo
Denoudment
The Trivial Paroxysm

En Spotify: Becoming The Archetype – Terminate Damnation
MySpace: www.myspace.com/becomingthearchetype

Fundados en 1999 en Estados Unidos bajo la etiqueta del White Metal (metal de inspiración cristiana, en contraposición con el Black Metal de inspiración satánica) esta joven banda de Death Metal Porgresivo publicó en 2005 su primer disco, el que ahora os presento.

“Terminate Damnation” es un album difícil de clasificar. Preeminentemente es un disco de metal, sin duda, con unas voces guturales desgarradoras y unos ritmos de batería de locura. Sin embargo, cuando piensas que la canción va a seguir así hasta el final, de repente cortan el ritmo metiendo guitarras acusticas, o un solo de piano, o melodías lentas y suaves de guitarra, para luego volver a la brutalidad anterior.

Aunque sin duda la sorpresa la pone “Night’s Sorrow”, una preciosa balada de guitarra acustica que marca un paréntesis en un disco que es, de principio a fin, una continuación de riffs, voces desgarradas, doble pedal, blastbeats, ritmos Thrash metal y elaborados punteos. Todo esto puede escucharse, todo junto, en mi canción preferida del conjunto, “Elegy”.

Esta canción de más de 8 minutos, presenta una estructura muy cambiante, empezando con un estilo clásico de Death Metal para, después de un puente, volverse tremendamente tierna y suave con un piano solista como uno instrumento. Sin duda, sorprendente.