The Onslaught // Lazarus A.D.

Titulo: The Onslaught
Autor: Lazarus A.D.
Género: Thrash Metal
Año: 2009
Sello:  Metal Blade Records
Website oficial: www.lazarusad.com
Banda:

Dan Gapen (voces, guitarra rítmica)
Jeff Paulick (voces, bajo)
Alex Lackner (guitarra solista)
Ryan Shutler (bateria)

Canciones:

Last Breath
Thou Shall Not Fear
Damnation for the Weak
Absolute Power
Revolution
Rebirth
Lust
Forged in Blood
Every Word Unheard
Who I Really Am

Salvaje. Sin piedad. Sin tregua. Sin descanso. Sin parar. Que le jodan a las baladas, a la melodía, como una patada en la cara. Con estas palabras podríamos definir el que probablemente fue en 2009 el album sorpresa del mundo del metal del año.

Esta “avalancha” de riffs, ritmos rápidos, doble pedal endiablado y solos viene de la mano de cuatro estadounidenses que tienen muy claro lo que buscan y lo hacen lo mejor que saben. Este thrash metal moderno, que bebe desde los ritmos del Slayer del “Reing in Blood”, pasando por Metallica, con claras inspiraciones en sus canciones más rápidas como “Fight Fire with Fire” o “Dyers Eve”, los Testament más duros, o en un terreno más nacional, con Angelus Apatrida (con los que guardan un gran parecido) o simplemente de Megadeth y su libro de riffs “Rust in Peace”, tiene sabor a audacia.

Desde la primera canción, el disco es un continuo devenir de riffs, solos y baterías como hacía tiempo no se veía. Su punto fuerte, la combinación de guitarra y batería que hace que este disco suene pesado y duro como pocos. Sin duda la pieza maestra que da sentido a todo el conjunto es “Thou Shall Not Fear” y su apoteósico final, pero también son destacables “Last Breath”, “Damnation for the Weak” y “Rebirth”.

Hablemos del grupo por separado. En cuanto a las voces, desgarradoras y brutales, marcan el tempo del grupo. Aparece pocas veces a lo largo de las canciones, las cuales se centran en un aspecto más instrumental, dando el protagonismo a la batería y los riffs. Aun así, encontramos un juego a dos voces por parte del guitarrista rítmico y el bajista, voces agudas y graves respectivamente.

Las guitarras, por otro lado, son uno de los puntos fuertes, y ellos lo saben. Básicamente, podemos encontrar canciones con hasta tres solos distintos, y unos cambios de riffs en medio de la canción que dan a este album mucha variedad. Quizá se le pueda achacar que tienden a repetir algunos patrones. Pero tratándose de su debut, será algo que tendrán tiempo de solucionar.

El batería, sin duda, es un genio. Este instrumento suena como una tormenta, y ese doble pedal es de lo mejor que he escuchado. Los fraseos, ritmos y juegos varios (blackbeat en algunas canciones, tres ritmos distintos en otras) hacen que este músico haya de ser tenido en cuenta para álbumes venideros.

No quiero adelantarme, pero si el espiritu de este debut se mantiene en los siguientes discos, podríamos estar hablando de uno de los grupos del futuro del thrash metal.

Anuncios

Publicado el 5 octubre, 2010 en Lazarus A.D. y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: